Un otoño visto desde un ojo de pez


Así no hay manera. Con tanto cambio climático, tantas alteraciones en las estaciones… Ya no sabe uno cuándo reservar un fin de semana para salir a fotografiar esta estación del año tan mágica, donde se ve cómo cambia de color, de manera tan radical, los bosques de hoja caduca.

Pues como te digo, planificas, reservas alojamientos y te vas con mucha ilusión a un bosque de hayas.

Y cuando llegas, te encuentras que el suelo está lleno de hojas amarillas, BIEN! Pero las hojas de los árboles están verdes, MAL!

Bueno, venga. Qué más da. el suelo es espectacular y hay verdín…

Qué equipo uso para estos menesteres?

Sigue leyendo
Anuncio publicitario

Scare


Hola.

Cicatrices en la Tierra.

Las vemos todos los días, pero no sólo nos conformamos con verlas. Sino que además, le hacemos unas cuantas más todos los días.

Extracciones petrolíferas, fracking, consumo incontrolado de FCC, efecto invernadero… ¿Sigo?

scare

scare

Parece mentira, pero seguimos y seguimos haciendo más y más arañazos y cicatrices a nuestro tan preciado y único mundo.
Sigue leyendo

Olvidado


Hola.

Ir a la Bardenas, y no pararse delante de esta casa, y no hacer la foto no tiene perdón.

Lo que me atrae de esta casa es la manera que tiene de absorver la luz.Olvidado
Y que cada fotografía nocturna que hagamos es muy diferente.

He visto esta perspectiva mil veces, siempre es diferente. Ya sea por la manera de tratar el espacio de color, o la temperatura… O básicamente el cielo.
En otras ocasiones que os he traído fotografías de la Bardenas, he querido darle importancia a la contaminación lumínica.
Y ahora podéis verla mejor aún. Ya que la toma no tiene luz aportada por nosotros.
Cuando Paco y yo llegamos  a la escena, me dijo ¿nos paramos? Yo no tenía ninguna fe en que saliera alguna foto, ya que no había nada de luna a estas horas.
Pero no me fijé en la cantidad de luz que reinaba en el ambiente debido a la CL que se rebotaba en las nubes.
Desde luego, todo un acierto.

Los datos técnicos:
ISO: 1600
f/2,8
30 segundos.

En casa, se ha eliminado el ruido en el cielo, principalmente, y añadirle algo de nitidez y contraste.

Espero que os haya gustado.

CIAO!

Contigo al fin del mundo


Y un día, mi amigo Paco me dijo…
«Nen, quiero ir a las Bardenas…»
¿A las Bardenas? Pero para ir allí, tendremos que ir un viernes, y éso es mucha paliza. Y además, si te pillan, dicen que te ponen una multa de 700 Euros.
«Que no, hombre. Mira el maps. Y además, en la página oficial dice que se puede dormir allí»
Efectivamente, desde Madrid son sólo 3 horas y media… Pero tendríamos que quedarnos a dormir, que es una paliza.
«No hace falta, lo hacemos del tirón. Ya verás. Es fácil»
Bueno, venga. Vamos allá.

Contigo al fin del mundo

Tras esta conversación tan rápida, luego vino otra que no lo fue tanto…
Había que conseguir el salvoconducto de mi mujer… Había que convencerla de que no era tan locura. Así que tras una negociación dura, logré el tan preciado SI!!!
Uf, ahora a decidir el día, mirar la luna, y escoger la mejor opción.
La primera intentona, se fue al traste. Toda una semana consultando las previsiones, y hasta el mismísimo jueves por la tarde estuvimos indecisos…
Finalmente, tuvimos que desistir… Nuboso no, cubierto. Oooh. Venga, aún teníamos la semana siguiente para intentarlo.
Os podéis imaginar, otra semana de auténtico suspense. Unos días daban despejado, otros lluvia… Esto no es vivir, leches!

Finalmente, y desoyendo las recomendaciones de mi mujer estaba convencida de que iba a llover, quedamos en Madrid a las 15.00h justo después de salir del curro. Decir tiene que si salgo a las 15.00h fue después de levantarme a las 5.30h para entrar pronto…
Primer inconveniente, Paco llega tarde a recogerme. El tráfico en Madrid está imposible. ¿Lo cancelamos?
15.40h, salimos de la capital con el Maps en la mano, y la previsión en la otra… Las previsiones se van torciendo… Creo que la vamos a cagar…
De repente, y sin previo aviso, el Maps dice que no son 3 horas y media, sino 4 HORAS Y 50 MINUTOS!!! ¿Pero qué ha pasado?
Da igual, sacamos el TomTom, se habrá liado el Maps. Pues… No. El Tomtom dice lo mismo.
Paco, Paco… Llegamos de noche a las Bardenas, tío! Y no me acuerdo mucho de las ubicaciones. Que hace unos 3 años que no voy.
Venga, paciencia, kilómetros y más previsiones. Dan intervalos de 19.00h a 23.00h. Un poco de luz al final. Quizás tengamos nubacas y claros con las estrellas.
Lo malo es que la luna no sale hasta las 22.00h. Tendremos poco tiempo, pero puede ser una noche perfecta! VAMOS!!!

Sólo faltan pocos kilómetros, son las 20.00h, y… ¿dónde están los claros? Esto no mola, no se ve una estrella.
Llegamos por fin al desierto, tras perdernos un poco… Y al fin llegamos a la caseta que tantas veces se ven en las fotografías.
¿Paramos, o bien nos vamos directamente al Piskerra?
Sí, no… Sí, no… Venga, nos bajamos ha hacer las primeras fotos. En mitad de las primeras fotos, sin luna y con más contaminación de lo normal, debido al rebote de la luz en las nubes, empiezan a salir las primeras fotos… Y de repente, nos estiramos en plan de alerta, como los conejos cuando oyen un ruido… UN COCHE!!!
Mierda!, los forestales. Paco!!! Recoje, que nos han pillado. Joder… Pero si no llevamos ni media hora.
Metemos los trastos de cualquier manera al maletero, y nos quedamos pensando en el discurso que le íbamos a dar a los guardas… Nos va a caer una multa de la leche… Ya me lo dijo mi mujer… No vayas.
El coche se acerca, más cerca. Ya podemos ver que no es un todo terreno. ¿Eso es bueno, o es malo?
Y tal como vino, se fue. Ufff…Será otro friki como nosotros. jajajaja. Menos mal…
Venga, tooodo para fuera otra vez.
Finalizamos y nos vamos al Castell de Terra, y vemos a nuestro friki aparcado. Pero ¿dónde está?
Oh, está en la caseta de información. Oh, oh… ¿Qué hacemos?
Pues hacer fotos, ya, de perdidos al río. Y por fin comenzaron los claros, unos claros muy leves, pero claros al fin y al cabo.
Una ráfaga de fotos, y rápido. Al Piskerra!

Por fin llegamos, con más miedo que vergüenza, dejamos el coche, y a caminar. Nos perdemos, nos volvimos a encontrar.
Yo recordaba una planicie que me encantó, subiendo al pico, pero el acceso estaba imposible. Las escaleras que recordaba, eran un leve vestigio de mis recuerdos… Dichosa erosión…
Así comenzamos a andar sin rumbo fijo por unos desfiladeros, y comenzamos a escalar. Que no llueva, por favor.
Tras una accidentada escalada, llegamos a… Pero si es la planicie que recordaba! Hemos subido por otro sitio… jajajaja.
Venga, a cenar y hacer fotos. Tras recuperar el aliento con un buen bocata de tortilla, comenzamos a pelear contra las rachas de viento que nos empujaban a nosotros y a las cámaras.
Era un sitio ciertamente peligroso debido a que los mejores encuadres eran al borde de los precipios, y con el viento, era muy, muy peligroso.

Los claros ni aparecieron en toda la noche, y a pesar de estar cubierto, el volumen que teníamos en el cielo nunca lo había visto.
Pero para aprovechar estas condiciones, debíamos de hacer fotos de escasos segundos, así que ISOs 3200 2,8 de diafragma, y a colgar la mochila en el trípode para que no se moviera.
Al final, de la sesión y tras una idea genial de Paco, decidí hacer mi panorámica. Y desde la inconsciencia de la seguridad que te da de no haber visto a ninguna autorizad, decidimos iluminar el desierto con la linterna que adquirimos en eBay.
5 tomas de 6 segundos cada una a ISO 3200 y f/2,8.
Luego las junté, en casa, con el PS y tuve que levantar un poco la exposición el suelo, y tratar el cielo para saturar un poco los colores. El cielo que teníamos lo merecía, desde luego.

Tras un laaaargo viaje de regreso a casa lloviendo a cántaros, al final mi mujer tuvo razón, y tras recoger el coche a las 6.00h, y procesar todas las fotografías que hicimos en esta locura, sólo puedo decir una cosa, Paco.

Contigo, al fin del mundo.

Infinito (II)


Hola.

Hace un tiempo os traje por aquí la primera parte de Infinito. Hoy os traigo la segunda parte.

El entorno, como muchos de vosotros sabréis son las Bardenas Reales, Navarra.

by fusky

Para esta toma, y aprovechándome de la potente luna llena que tenía, genial para fotografiar paisajes, decidí realizar una toma algo larga.
Las nubes estaban allí para ayudarme, y así salió la fotografía.
Se podría haber alargado más el tiempo de exposición, aprovechando la luz, cerrando el diafragma. Pero la situación que tenía, mucho aire, no quería arriesgarme a trepidaciones…

Me encanta hacer fotografías de paisaje con nubes. Le dan un plus a la fotografía muy, muy bueno.

Hiperfocal, trípode reforzado, porque hacía un viento de justicia… Y a esperar…
Composición clásica. Dos tercios, y dejar que el terreno nos lleve hasta Castill de Terra.
En casa, un clásico. Reducción de ruido, contraste, saturación… Y al blog!

Los datos técnicos:

Tokina 12mm
237,2 segundos
ISO: 200
f/5,6

Espero que os haya gustado.

CIAO!

TimeLapse en las Bárdenas. Amanece…


Hola.

Hoy quisiera compartir con vosotros mi primer timelapse, que servirá de base para un detallado artículo para nuestros amigos de dzoom.
Cuando esté listo, contar que lo pondré en el blog…

Aprovechando las nubes, y la suerte de estar en el amanecer de este precioso y enigmático paraje… Decidí realizar un timelapse de un momento mágico. El amanecer.

Como datos de interés… 210 fotografías con un diafragma 5,6 e ISO 200, con un intervalo de 4 segundos entre foto y foto.
Luego, está montado sobre un programa de esos para hacer vídeo de fotografías.
Pero aun así no me convencía la rapidez con se que mostraba, así que luego lo monté en otro programa de vídeo para multiplicar la velocidad de visualización x1,5.

Espero que os guste.

CIAO!